Pagina Principal


Conferencia Ministerial Regional Preparatoria de América Latina y El Caribe

Fue celebrada en Bávaro, República Dominicana durante los días 29, 30 y 31 de enero del 2003. La misma fue organizada por el Gobierno de la República Dominicana, por vía del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (INDOTEL) con la colaboración de la Comisión Económica de América Latina y El Caribe (CEPAL) y el apoyo de la Unión Internacional de las Telecomunicaciones (UIT).

El evento fue inaugurado en el Barceló Bávaro Convention Center, con la presencia del presidente de la Republica Dominicana, señor Hipólito Mejía. Además, el acto de apertura contó con la participación del señor Adama Samassékou- presidente del Comité Preparatorio y secretario ejecutivo de la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información, el señor José Antonio Ocampo- Secretario Ejecutivo de la CEPAL, y el señor Yoshio Utsumi, Secretario General de la UIT. Además, la Vice Presidenta, Milagros Ortiz Bosh quien participó como conferencista en el tema de educación y desarrollo del capital humano.

En este evento estuvieron presentes altos funcionarios de los gobiernos de los países de la región de América Latina y El Caribe, y de otros países invitados. Al igual, asistieron representantes de alto nivel de organismos internacionales tales como la UNESCO, el PNUD, la OEA, el BID, la FAO, la Organización Internacional de Telecomunicaciones por Satélite (ITSO), entre otros. Por igual, participaron representantes de los diversos organismos de la sociedad civil y empresas del sector privado.

En su discurso inaugural de la Conferencia el presidente de la República Dominicana, Hipólito Mejía, anunció su intención de participar en la Cumbre de Mundial sobre la Sociedad de la Información. Además, de aceptar la invitación realizada por el Presidente del Comité Preparatorio, compartida por el Secretario General de las Naciones Unidas, de formar parte del primer núcleo de Jefes de Estado y de Gobierno comprometidos con el éxito de la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información, privilegio compartido con los Presidentes de Malí, Rumania y el Primer Ministro de Japón. En este sentido, ya forma parte de la agenda del Presidente de la República Dominicana promover el tema de la Cumbre con los demás líderes de gobierno de la región de las Américas y El Caribe para que la representación del continente sea del más alto nivel en la Cumbre.

Estoy seguro que los resultados de esta Conferencia contribuirán a convertir a la Sociedad de la Información en una Sociedad de la Comunicación Humana, del Saber Compartido y del Conocimiento Universal, dijo el Sr. Presidente.

A la Conferencia Regional asistieron aproximadamente quinientas personas, entre ellas, las delegaciones de todos los Gobiernos de la Región, incluyendo Estados Unidos de América y Canadá, representaciones del sector privado y de las organizaciones de la sociedad civil, así como de los organismos internacionales.

Durante los tres días que duró la Conferencia se llevaron a cabo presentaciones y discusiones relativas al tema de la Sociedad de la Información. Al igual, se realizó un taller sobre el tema de acceso universal, cuyas conclusiones fueron presentadas en la Conferencia. Como resultado se elaboró un documento regional que recoge la diversidad del continente y fue adoptado con el nombre de Declaración de Bávaro.

Los tres días en Bávaro no sólo culminaron en una declaración, sino que permitieron la realización de intercambios y presentación de documentos de gran importancia. Los mismos se pueden revisar el la página www.indotel.org.do donde se puede acceder no solo a la documentación escrita sino también las imágenes que reflejan lo transcurrido durante esos días.

La Declaración de Bávaro refleja el consenso de los países de la región sobre el tema de la Sociedad de la Información. Esta Declaración debe ser considerada como la contribución al proceso preparatorio de la Cumbre Mundial y a su primera fase, que ha de celebrarse en diciembre de 2003. Junto a las demás Declaraciones Regionales, la Declaración de Bávaro debe ser la base para la discusión del Proyecto de Declaración y Plan de Acción de la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información, dijo Orlando Jorge Mera, Presidente del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones, INDOTEL.
La Declaración de Bávaro recoge en su preámbulo una visión general de la región de lo cual es importante resaltar lo siguiente:

"La sociedad de la información es un sistema económico y social donde el conocimiento y la información constituyen fuentes fundamentales de bienestar y progreso, que representa una oportunidad para nuestros países y sociedades, si entendemos que el desarrollo de ella en un contexto tanto global como local requiere profundizar principios fundamentales tales como el respeto a los derechos humanos dentro del contexto más amplio de los derechos fundamentales, la democracia, la protección del medio ambiente, el fomento de la paz, el derecho al desarrollo, las libertades fundamentales, el progreso económico y la equidad social."

La Declaración finaliza con la petición a la CEPAL, la UIT y demás organismos correspondientes a que presten su apoyo a los países de la región a fines de dar seguimiento a los consensos adoptados en la Declaración y para la ejecución de las conclusiones y recomendaciones que emanen de la Cumbre Mundial sobre la Sociedad de la Información.


En el debate quedó claro, que todavía hay que invertir muchos miles de dólares para lograr el establecimiento de equipos informáticos en todos los rincones del continente; formar recursos humanos capaces de aprovechar al máximo su uso y fortalecer la infraestructura energética y de líneas telefónicas que permitan a los ciudadanos tener un acceso rápido y barato a las redes del conocimiento.

Declaración de Bávaro, principios y acciones prioritarias:

  1. El progreso social y económico de los países, así como el bienestar de las personas y de las comunidades deben ocupar un lugar preponderante en las actividades destinadas a construir una sociedad de la información. El uso y aprovechamiento de las tecnologías de información y comunicación (TIC) son indispensables para satisfacer las necesidades de los individuos, de las comunidades, y de la sociedad en general;
  2. La sociedad de la información debe estar orientada a eliminar las diferencias socioeconómicas existentes en nuestras sociedades y evitar la aparición de nuevas formas de exclusión y transformarse en una fuerza positiva para todos los pueblos del mundo, reduciendo la disparidad entre los países en desarrollo y los desarrollados así como en el interior de los países.
  3. La sociedad de la información debe servir al interés público y bienestar social, mediante su contribución a la erradicación de la pobreza, la generación de la riqueza, la promoción y el realce del desarrollo social, la participación democrática, la diversidad lingüística y la identidad cultural, asegurando, al mismo tiempo, iguales oportunidades de acceso a las tecnologías de información y comunicación, ateniéndose siempre al principio de legalidad para asegurar su uso eficiente y ordenado;
  4. Mejorar los servicios de acceso. La provisión a un costo razonable del acceso a las infraestructuras de telecomunicaciones, incluyendo la banda ancha, el fortalecimiento de la industria nacional de aplicaciones y servicios, la adecuación de las políticas de licitación de los organismos internacionales para permitir la participación de la industria local calificada y las estrategias de desarrollo, son claves para la reducción de la brecha digital. La aplicación de las tecnologías de información y comunicación en las entidades de interés social, tales como las universidades e instituciones de investigación, hospitales y clínicas, pequeñas y medianas empresas, escuelas, municipalidades y demás instituciones, debe ser uno de los primeros puntos en la agenda de conectividad dado el papel de éstas en la sociedad;
  5. Garantizar que en la sociedad de la información se protejan y promuevan los derechos humanos incluyendo el derecho al desarrollo. Todos tienen derecho a la libertad de opinión y expresión; este derecho incluye la libertad de sostener opiniones sin interferencia y a buscar, recibir e impartir información e ideas a través de cualquier medio de comunicación sujeto a las leyes nacionales y acuerdos internacionales. El ejercicio de este derecho se facilitará con las oportunidades educacionales para todos.
  6. Administrar el espectro radioeléctrico, respondiendo al interés público y general con sujeción al principio básico de la legalidad con pleno respeto de las leyes y reglamentos nacionales y acuerdos internacionales que regulan la administración de frecuencias;
  7. Adoptar marcos regulatorios adecuados que contemplen la existencia de entidades reguladoras sólidas e independientes que garanticen el acceso a los mercados de los equipos terminales, redes, servicios y aplicaciones, en condiciones de competitividad, calidad, diversidad y actualización tecnológica. Debería promoverse la competencia como la mejor manera de reducir los precios y velar por la constante modernización de redes y servicios. Dada la importancia que tienen los estándares técnicos en el desarrollo de la sociedad de la información, los países de la región deberán realizar análisis económicos y técnicos periódicos y profundos, a fin de asegurar que la sociedad de la información regional no quede al margen de las tendencias mundiales ni limitada a determinadas soluciones tecnológicas. Deberán considerarse los estándares, los servicios y los modelos de código fuente abiertos;
  8. Hacer hincapié en la educación de usuarios clave de las tecnologías de información y comunicación, incluidos pero no limitados a maestros, funcionarios públicos, médicos, enfermeras y dirigentes comunitarios. Deberán establecerse incentivos para estimular la adap tación a las nuevas formas de comunicación e interacción. Es necesario que los países se esfuercen por minimizar el problema común del "desajuste de capacidades", mediante la búsqueda activa de perfiles profesionales adecuados y la actualización constante de los textos de estudio.
  9. Mejorar el desempeño del sector público, con la adopción de herramientas del gobierno electrónico para su modernización y buen gobierno. Las medidas que se adopten con tal objeto deberán responder a un enfoque que combine los servicios basados en la información electrónica para los ciudadanos (administración electrónica) y la provisión de servicios de interés público en línea, con el fortalecimiento de los elementos participativos (democracia electrónica). Es necesario buscar formas de integración y eslabonamiento de las distintas autoridades del sector público, que permitan establecer una ventanilla única con los usuarios, a fin de prestar servicios de gobierno electrónico concebidos para los ciudadanos. Asimismo, es necesario enfatizar la importancia del acceso ciudadano a la información sobre la gestión pública para la participación ciudadana, la transparencia y la rendición de cuentas en la actividad gubernamental. Deberán diseñarse y utilizarse aplicaciones especiales para el gobierno electrónico que sirvan de catalizador para alentar a empresas y personas a preferir las transacciones en línea;
  10. Incorporar el uso masivo de las tecnologías de información y comunicación en la esfera de la salud, orientado a mejorar el uso de los recursos, la satisfacción del paciente, la atención personalizada, y la coordinación del sistema de salud pública, instituciones privadas y el sector académico. Es necesario encontrar soluciones innovadoras y alternativas para extender los servicios de salud a las regiones marginadas. Otra de las prioridades de la salud-e debe ser la prevención, tratamiento y control de la propagación de las enfermedades;
  11. Desarrollar y ejecutar redes, medidas de desempeño del progreso e innovación del aprendizaje electrónico. La introducción y desarrollo de las TIC en distintas escuelas y demás instituciones docentes deberá estar respaldada por el establecimiento y mantenimiento de una red de recursos humanos que institucionalice la permanente capacitación de maestros e instructores, que son la columna vertebral de la innovación. Aprovechar las mejores prácticas para crear un sistema de material didáctico de alta calidad y fácil de consultar, proveniente de todas partes del mundo, para encarar el problema del exceso de información y facilitar la transmisión de conocimientos al plano nacional. El desarrollo de la capacidad crítica ante el material que circula en el ciberespacio debe formar parte de este esfuerzo. Deberá prestarse especial atención a la capacitación multilingüe, y en el uso y desarrollo de programas informáticos de traducción. Deberá darse prioridad a expandir la capacidad de formación de redes de las instituciones regionales de investigación, consolidando las redes académicas avanzadas y fortaleciendo los sistemas nacionales de innovación mediante redes digitales;
  12. Reforzar la cooperación internacional en todas las esferas mencionadas. La estrecha cooperación internacional entre las autoridades nacionales, las partes interesadas y las organizaciones internacionales en todos los aspectos de la sociedad de la información es hoy más vital que nunca, aprovechando para ello las oportunidades que ofrecen las instituciones financieras regionales. La comunidad internacional está llamada a prestar cooperación técnica y financiera tanto en el ámbito multilateral como bilateral. Se ratifica la necesidad de poner a disposición los compromisos incrementados de Ayuda Oficial para el Desarrollo (AOD) anunciados por los países desarrollados durante la Conferencia Internacional sobre Financiación para el Desarrollo. Se expresa la necesidad de que todos los países cumplan con todos los aspectos del consenso acordado en dicha Conferencia. Se llama a los países desarrollados que aún no lo han hecho, a realizar esfuerzos concretos para alcanzar el objetivo de 0.7 % de su PNB como Ayuda Oficial para el Desarrollo
  13. Invocar el uso de las TIC como una herramienta para la preservación ambiental y la sustentabilidad y en este sentido promocionar su uso para la mitigación y prevención de desastres, teniendo en cuenta la vulnerabilidad de toda la región, particularmente los pequeños estados insulares con ecosistemas frágiles.

Fuente: http://www.indotel.org.do/WSIS/Docs/Nota_Prensa__clausura.htm
El programa de la conferencia. Ponencias, fotos y videos pueden encontrase en:
http://www.indotel.org.do/wsis/conferencia.htm.

 


Delegación de la UNESCO, presente.

El Sr. Abdul W. Khan, Vice-Director General para la Comunicación y la Información fue el Jefe de la Delegación de la UNESCO, la cual incluyó al Director de la Oficina regional de Comunicación e Información para América latina y el Caribe, con sede en Quito, Ecuador, a los cinco Consejeros Regionales de CI con sede en Montevideo, Quito (2), San José y Kingston respectivamente, y al Director de UNESCO-Santo Domingo.

La ORCILAC/ UNESCO-Quito, Organizó un almuerzo de trabajo al que fueron invitados todos los Jefes de Delegaciones. El almuerzo estuvo presidido por el Sr. Khan y la Sra. Milagros Ortiz Boch, Vicepresidenta de la República y Ministra de Educación. A la cita, ningún invitado faltó, lo cual fue una ocasión propicia para que el Jefe de Delegación de la República de Cuba lanzara la invitación a la IX Reunión de Consulta del Programa INFOLAC que se celebraría del 14 al 16 de mayo de 2003 en Varadero, Cuba.

Una reunión muy singular con un importante grupo de representantes de Redes Sociales y ONGs, se reunió espontáneamente alrededor de la representación de la UNESCO en los jardines del Centro de Convenciones de Bávaro, con el objetivo de solicitar a la UNESCO la realización de una reunión de Redes Sociales de América Latina y El Caribe con vistas a la Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información. Posteriormente, a petición de los participantes se incorporó a la reunión el Sr. Adama Samasseko Ex Ministro de Educación de Mali y Presidente de la PREPCOM. Después de diversas intervenciones, se acordó en principio realizar la reunión en Quito, los días 8 y 9 de abril de 2003, previo a la Conferencia Regional de la Asociación Somos@Telecentros, auspiciada por la UNESCO, el banco Mundial y el Instituto de Conectividad de las Américas que se efectuaría en esa misma ciudad del 9 al 11 de abril del 2003. Sobre esta reunión quedó pendiente el tema del financiamiento necesario, el cual se ofreció a considerar el Representante del Banco Mundial.

Como contribución a la Conferencia ORCILAC/UNESCO-Quito, preparó un CD-ROM del cual fueron distribuidos 250 ejemplares. El mismo contiene una colección de documentos resultantes de la mayor parte de las actividades realizadas por la UNESCO, o con su auspicio, en América Latina y El Caribe sobre el tema de la Sociedad de la Información. De esta manera se recogen los informes finales de las reuniones consultivas celebradas en Florianópolis(1999), Itacuruçá (2000), Isla Margarita(2000), Río de Janeiro(2002), Cartagena (2002) y Tegucigalpa (2002), los cuales atesoran los planteamientos y propuestas de cientos de los más connotados expertos y especialistas latinoamericanos y caribeños en el tema, provenientes principalmente de los sectores gubernamentales, académicos, empresarios privados, consultores independientes y representantes de algunas ONGs interesadas. En particular el disco contiene el informe resumen de la reunión de Río de Janeiro, el cual esboza una lista de valiosos principios susceptibles de ser tenidos en consideración en ulteriores deliberaciones, como las que se realizaron en República Dominicana.

El disco también incluyó dos estudios de consultoría realizados bajo contrato con la UNESCO, titulados, La Sociedad de la Información en la Comunidad Andina e Informe sobre el Grado de Desarrollo de la Sociedad de la Información, Declaración Política y Plan de Acción que Integre Sur América, Centro América y el Caribe.


Última Actualización: 13 de Mayo de 2003

Comentarios